Minsa fortalecerá programas dirigidos a la promoción de la vida

Pedro Ortega Ramírez
Tuesday 3 de April 2018
Minsa fortalecerá programas dirigidos a la promoción de la vida

Las autoridades del Ministerio de Salud anunciaron el fortalecimiento de los diferentes programas de atención a los niños, adolescentes y jóvenes, con el fin de promover la vida y la prevención del suicidio en este grupo de la sociedad.

El doctor Luis Urcuyo, Director de Planificación y Desarrollo del Minsa, manifestó que se están atendiendo las orientaciones de la Vicepresidenta de la República, compañera Rosario Murillo, de analizar profundamente el fenómeno de los suicidios entre las personas menores de edad.

Esta revisión es un paso dentro del esfuerzo que realiza el Gobierno del Comandante Daniel y de la compañera Rosario, para analizar más profundamente este fenómeno de los suicidios en los adolescentes, a fin de destinar todos los esfuerzos necesarios para la prevención de estas muertes, que son evitables, fortaleciendo sobre todo el tema de los valores, nuestros principios y nuestros modos de vida”, dijo Urcuyo.

Subrayó que la muerte de un hijo es uno de los dolores más profundos que puede sentir un padre o una madre, pero cuando ese fallecimiento tiene que ver con un suicidio, “la pena y el dolor probablemente sea con sentimientos mucho más fuertes y que probablemente no desaparezcan”.

A nivel mundial el suicidio entre jóvenes, ha crecido en los últimos años. En el caso de Nicaragua esta situación, si bien en los últimos 5 años ha tenido una disminución del 11%, esas cifras deben seguir reduciéndose y este es el afán de las autoridades del MINSA.

En promedio en Nicaragua estamos teniendo 37 jóvenes menores de 18 años que pierden la vida de forma anual por causa del suicidio, es decir prácticamente estamos perdiendo un joven por esta causa cada 10 días; de los 186 casos de suicidios que ocurrieron entre el año 2013 y 2017, el 58%, es decir, 108 casos, ocurrieron en mujeres y el 31 % que son más o menos 37, casos ocurrieron en edades mucho más tempranas, que es más preocupante, ocurriendo en edades de 14 años”, detalló.

En Managua se han dado en un 19 %, seguido de Matagalpa (12%), Jinotega (10%) y Chinandega con el 18%, en el caso de jóvenes menores de 18 años. Si hablamos de menores de 14 años, la capital sigue a la cabeza, seguida de Matagalpa, León, Chinandega, Jinotega y Estelí. En mucho de los casos los menores de edad no dejan evidencias del porque atentaron contra su vida, pero cuando la han patentizado, son dos causas: Problemas sentimentales o familiares.

Un tema muy complejo que debe abordarse

Los métodos utilizados fueron el ahorcamiento, consumo de sustancias tóxicas y las armas de fuego en quinto lugar. Este tema es bastante complejo y requiere abordarse con mucha seriedad, por eso el Gobierno Sandinista ha decidido conformar una Comisión Especial para analizarlo e investigarlo a profundidad.

La doctora Etelmina Salazar, Directora del Hospital Psicosocial José Dolores Fletes, señaló la necesidad de que en las familias se mejoren los lazos afectivos, la comunicación con los adolescentes, para que estos se desarrollen en una cultura de amor y esperanza en la vida.

El suicidio, tanto el consumado, como el intento suicida, no son unicausales, casi siempre hablamos de multicausalidad y es importante tomar en cuenta cada uno de ellos, porque de eso va a depender el tipo de intervenciones o estrategias que podamos tomar para prevenirlos”, explicó Salazar.

Se debe tomar en cuenta en la multicausalidad, los factores genéticos o si han existido casos en nuestras familias de personas que hayan tomado una decisión de estas, las enfermedades mentales como la depresión y la ansiedad, que también pueden sufrir los niños y adolescentes.

Se debe tomar en cuenta los niños con fobias, los que sufren de acoso o bulling, el consumo de alcohol, drogas y los niveles de impulsividad en los adolescentes. Hay factores que pueden desencadenar como familias separadas, padres o madres ausentes, la soledad, el aislamiento.

Atentos a los cambios de comportamiento

La sicóloga Ingrid Castro, recomendó que a los niños, adolescentes y jóvenes, deban criarse en el marco del equilibrio, no ser tan permisivo y tampoco tan autoritarios, “todo debe tener un equilibrio”.

La adolescencia es una etapa difícil, muy compleja y de muchos cambios, por tanto el padre de familia debe estar atento a esos cambios comportamentales, tanto a nivel familiar, a nivel de la escuela. El adolescente muchas veces tiende a presentar problemas de conducta, bajo rendimiento académico, de un momento a otro los cambios son evidentes y el padre de familia debe estar atento a esos cambios”, señaló Castro.

En estos tiempos de tecnología, recomendó también estar atento a lo que los niños, adolescentes y jóvenes, están viendo en el internet y las redes sociales. Igual se debe tener espacios de conversación para escuchar a nuestros hijos.